Qué tener en cuenta antes de viajar


Digamos que próximamente vas a realizar, por fin, ese viaje con el que llevas tiempo soñando; un destino lejano, exótico y un montón de lugares que ver, pero…más allá de la lista de sitios que visitar, ¡no sabes nada sobre la realidad del país!

Una vez consigas los vuelos, organices el itinerario y reserves el alojamiento, ¿Qué podría salir mal?

Te cuento todo lo que debes tener en cuenta antes de viajar.

1. Visados, permisos y requisitos de entrada:


Cuando viajamos fuera de nuestro país es muy frecuente que una de las condiciones fundamentales de acceso sea poseer un visado vigente.

Los tipos de visados y requisitos dependerán de nuestra nacionalidad y del lugar al que nos dirigimos.

¡Pincha aquí para descubrir a que países puedes viajar sin visado, usando únicamente pasaporte español!

En la mayoría de países existen visados para turistas, cuya estancia máxima suele ser de 3 meses. En caso de que quieras viajar por más tiempo tendrás que recurrir a otras opciones como ampliaciones, visas de estudiante, Work&Holiday visas o salir del país a un lugar vecino.

Otro clásico entre las condiciones de entrada a un lugar extranjero es poseer un vuelo de salida al momento de la llegada.

Esta es una forma de «asegurarse» de que llegada la fecha de tu vuelo de salida, te irás del país.

(¡Ojo! La fecha del vuelo de salida no puede superar la fecha de espiración del visado).

2. Sanidad:


¿Qué pasa si nos ponemos enfermos durante nuestro viaje?

Si contamos con Tarjeta sanitaria europea o seguro médico privado de viaje no tendremos nada de lo que preocuparnos, pero de lo contrario, y en el mejor de los casos, existe una gran probabilidad de que tengamos que pagar de nuestro bolsillo cualquier consulta médica.

  • Tarjeta sanitaria europea: Es un documento expedido por el país europeo de nacionalidad que acredita a su titular a recibir la atención sanitaria que necesite en cualquier otro país de la Unión Europea y Suiza. En este caso, los servicios médicos serán gratuitos o de tener que abonarlos, el país de nacionalidad se hará responsable posteriormente de los costes y te reembolsará el pago. Solicítala o renuévala aquí.
  • Seguro médico privado de viaje: Si no eres europeo o vas a viajar fuera de la Unión Europea o Suiza, necesitarás un seguro de viaje, (a menos que confíes en tu salud de hierro y prefieras correr el riesgo). Además poseer un seguro médico privado es, en algunos destinos, uno de los requisitos de entrada al país. Recibe un 5% de descuento en tu seguro de viaje IATI; Opciones muy asequibles para todo tipo de viajero.
  • Vacunación: Al igual que ocurre con el seguro médico, estar vacunado frente a ciertas enfermedades, como la fiebre amarilla, es condición obligatoria para acceder a algunos países. En este enlace a la web oficial del Ministerio de sanidad de España encontrarás los requerimientos sanitarios por países, (aplicable a ciudadanos de cualquier nacionalidad). Si te vacunaste contra la fiebre amarilla hace menos de 10 años, no tendrás que volver a hacerlo, pero no olvides llevar contigo tu cartilla de vacunación.

3. Seguridad:


Cuando hablamos de seguridad no sólo nos referimos al índice de vandalismo o criminalidad del lugar que vamos a visitar.

Hay otros aspectos importantes a tener en cuenta como las condiciones de higiene, la calidad de la comida, (por experiencia propia, especial cuidado en los puestos callejeros, ¡yo ya sufrí una intoxicación alimenticia en Tailandia!) o si el agua es o no potable.

También tendrás que tirar de intuición y ser precavido ante ciertas situaciones, como por ejemplo, en el momento de reservar actividades o en algunos medios de transporte.

Esto no significa que no se pueda viajar a lugares calificados como «no seguros» o a sitios que no cumplan con esos mínimos, simplemente ¡ten estas cosas presentes y cuídate!

4. Clima y riesgos naturales:


En algunos países, el indice de riesgos o catástrofes naturales es muy alto, lo normal es que aún así, no ocurra nada, pero nunca está de más estar informado sobre el clima de la temporada y echar un vistazo a los datos meteorológicos de años anteriores para saber cuál es el mejor momento para viajar.

En esta misma línea, conviene informarse sobre los animales o insectos considerados peligrosos en la zona.

Este riesgo puede ser real o más visible si vamos a realizar actividades fuera de lo común en lugares «salvajes», pero también en áreas con presencia de mosquitos capaces de trasmitir mediante su picadura enfermedades como Dengue, Fiebre amarilla o Zika.

Como menciono en el artículo: Qué no puede faltar en tu mochila, el repelente de mosquitos y una serie de medicamentos básicos son ¡imprescindibles!

5. Moneda y precios del lugar de destino:


Hay muchas alternativas para realizar el cambio de tu moneda a la moneda del país de destino.

Echa cuentas para calcular tu presupuesto viajero, infórmate sobre las diferentes opciones para cambiar divisa, y ponte manos a la obra.

6. ¿Pensando en alquilar un coche o una moto? - Carné internacional:


Al igual que ocurre con la Tarjeta sanitaria europea, si procedes de un país europeo y planeas viajar a algún lugar de la zona, no necesitarás convalidar tu carné de conducir.

Pero de lo contrario deberás acudir al organismo oficial de tu país (en el caso de España a la Dirección General de Tráfico) a realizar los trámites pertinentes para que tu carné de conducir sea válido de forma internacional.

Procedimiento de tramitación en España: primero necesitarás que te asignen una cita y una vez te atiendan, pagando una tasa de 10€ y aportando una foto de carné , te darán en ese mismo momento una libreta sellada y escrita en varios idiomas en la que constará tu tipo de carné y los vehículos que estás autorizado a conducir.

Por otro lado, a la hora de encontrar tu coche alquilado al mejor precio puedes usar comparadores de precios como Expedia o Skyscanner.

O si estás pensando en decantarte por una Caravana conoce las ventajas e inconvenientes de ésta alternativa.

7. Recursos en tu móvil:


  • Guarda toda la documentación importante escaneada en tu móvil: Documento de identidad, Pasaporte, billetes de vuelo/transporte, reserva de actividades y alojamiento, cartilla de vacunación, etc.
  • Descarga la información que te pueda servir de ayuda: Mapas, itinerarios, guías de viaje, Apps de alojamiento o para compartir coche, etc.
  • Habilita tu tarjeta de crédito para pagos internacionales acudiendo a tu banco y descarga la App: Así tendrás acceso a tu dinero en todo momento y en caso de pérdida o robo podrás bloquear tu tarjeta desde el móvil.
  • Infórmate llamando a tu compañía de teléfono sobre el Roaming: Una vez más, si eres un europeo viajando por Europa, podrás usar tu tarifa de datos y minutos en cualquier país de la zona sin coste adicional, ¡exactamente igual que en tu propio país!
  • De lo contrario, mi recomendación es comprar una tarjeta SIM pre-pago del país de destino con los suficientes GB como para usar el GPS y el buscador. Este pequeño gesto te sacará de más de un apuro.

Y a ti, ¿Se te ocurre alguna otra cosa que tener en cuenta antes de viajar?, ¡Compártela!